Bajó el dolar: ¿Reapareció la confianza?

Transcurrida la segunda semana de la nueva política monetaria jugando de titular, el dólar retrocedió a niveles en torno a los $ 37,50 por dólar.

Lo ideal sería que esta baja obedezca a que se le ha dado un golpe certero a las cuestiones de fondo que llevan a la gente a preferir el dólar antes que el peso, o bien, porque se han creado expectativas positivas en la gente sobre el crecimiento del nivel de actividad.

El equilibrio fiscal

Eliminar el déficit fiscal es fundamental para recuperar la confianza de la gente y de esa manera ahuyentar los fantasmas hiperinflacionarios que sobrevuelan cuando se empieza a crear la percepción de que el Peso, para lo único que sirve, es para financiar el excesivo gasto del Estado.

Si bien existe una meta de déficit fiscal cero para 2019, el gobierno no muestra la firmeza necesaria para instalar la confianza sobre que esto se logrará. Recordemos, si no, lo ocurrido recientemente con las tarifas de Gas.

A la famosa diferencia de $ 90,00 por mes en cuotas, alguien la tenía que pagar. La intención real del gobierno, era que la paguen los consumidores a través de las facturas que reciben mes a mes. No obstante, ante algunos reclamos que surgieron, el gobierno cedió y finalmente el Estado pagará el retroactivo. Es decir, en vez de pagarlo la gente directamente, lo pagará el Estado con la plata de la gente, pero que tenía reservada para otra cosa.

La discusión del tema Gas es larga. Eso sí, no cabe duda de que el Gobierno, al ceder ante las presiones de la oposición, no hace otra cosa que generar expectativas negativas en torno a si se logrará el equilibrio fiscal o no.

Mientras no se logre el equilibrio fiscal, subsistirán las expectativas de que se seguirá emitiendo moneda para financiar el déficit, por más de que exista un compromiso de no expandir la base monetaria hasta junio de 2019, y esto genera presión sobre el dólar e inflación.

Ver también:  Nueva Política Monetaria: ¿Un arma de doble filo?

Las tasas de Interés

La tasa de política monetaria al 12/10/2018 asciende al 72%. Las TNA de los plazos fijos en promedio están en torno al 45%.

Como ya hemos comentado, mucha gente ha vendido dólares para constituir depósitos a plazo fijo (en general a 30 días) porque las tasas son muy auspiciosas. Ahora, reiteramos el interrogante planteado días atrás: ¿Cuántos de los que vendieron dólares para constituir un plazo fijo, al vencimiento del mismo se quedarán en pesos y no volverán al dólar?

El lector sacará sus conclusiones, y advertirá si en el futuro cercano habrá presión sobre el dólar.

Asimismo, no olvidemos el efecto de este nivel de tasas sobre el nivel de actividad. El propio gobierno ha reconocido la recesión de 2018 y pronosticó la del 2019.

Ver también:  Tasa de Política Monetaria (TPM)

Comentario final

Es obvio que la situación económica de Argentina es compleja, y como tal, su resolución también lo es. La oposición, algunos miembros del propio oficialismo, y el contexto internacional, tampoco ayudan.

También sería muy pretencioso pedirle a quienes conducen la política económica del país que derroten a la devaluación e inflación drásticamente.

No obstante, lo que preocupa por sobre todas las cosas, es si el Gobierno tiene la capacidad para restaurar la confianza de la gente en el peso. La confianza, al momento de elegir una moneda, lo es todo. Si no existe confianza sobre una moneda, la misma perderá su valor, conduciendo a niveles de inflación elevados. Esto ha sido comentado en nuestro artículo sobre la desvalorización del dinero.

Te sirvió el artículo? Calificalo!
[Total: 1 Promedio: 5]

Escribir un comentario